Los relojes Mont Blanc manufacturados en Villeret cuentan con un bagaje de 150 años de tradición relojera suiza. Cada uno de los relojes producidos en la Manufactura, con su estética imperecedera y sus sofisticados movimientos mecánicos elaborados completamente en sus talleres, perpetúa los mismos valores que animaron a los fundadores cuando crearon la empresa en 1.858. La prestigiosa manufactura Minerva, precursora de la actual Manufactura Montblanc, se convirtió en un especialista en movimientos relojeros extraordinarios, admirados por connoisseurs en relojería por su calidad inimitable y su diseño original. Las colecciones Montblanc manufacturadas hoy en día en Villeret tienen la misma reputación y son reconocidas en todo el mundo como ejemplos del más sofisticado trabajo artesanal.